Implantología

¿QUE ES UN IMPLANTE?

Cuando se ha perdido una pieza dentaria por caries o traumatismo definitivamente, puede ésta reemplazarse por medio de un implante.

Para ello se han de cumplir las condiciones óseas y mucosas necesarias para que esto sea posible. Dichas condiciones serán evaluadas, tras un minucioso estudio radiográfico de la boca, antes del planteamiento de la colocación del implante. Se aconseja, además, la realización de un TAC (prueba específica que nos indicará con exactitud la cantidad de hueso del que se dispone para colocar el implante, así como de la situación más idónea para la colocación del mismo.

 

Se trata de un CILINDRO DE TITANIO (material muy biocompatible) que se "enrosca" en el hueso mandibular o maxilar y se deja reposar un tiempo (variable) esperando la llamada ÓSTEO-INTEGRACIÓN, o sea, que se cree un CONTACTO DIRECTO entre el hueso y el implante. El paciente deberá tomar una medicación antes de la colocación del o los implantes así como unos días después a criterio del facultativo. De todo ello, será el paciente informado en la consulta.
La colocación del implante se puede hacer bajo anestesia local o general dependiendo del número de implantes necesarios a colocar y de otros factores. El paciente no debe presentar temor alguno ante la intervención. El facultativo le explicará todo paso a paso y se generará una relación de confianza médico-paciente que hará disipar dudas y temores al enfermo. Así mismo, recibirá una información adecuada oral y escrita referente a la intervención intra y post-operatoriamente.